Del Shabbat, su santidad y comentarios

 

“Acuérdate del día de reposo para santificarlo. Seis días trabajarás y harás toda tu obra; más el séptimo día es reposo para tu Dios; no hagas en obra alguna, tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de tus puertas. Porque en seis días hizo D-s los cielos y la tierra, el mar y todas las cosas que en ellos hay, y reposó en el séptimo día; por tanto, D-s bendijo el día de reposo y lo santificó.”

Exodo  20:8-11

 

 

**וְשָׁמְרוּ בְנֵי-יִשְׂרָאֵל, אֶת-הַשַּׁבָּת, לַעֲשׂוֹת אֶת-הַשַּׁבָּת לְדֹרֹתָם, בְּרִית עוֹלָם.
בֵּינִי, וּבֵין בְּנֵי יִשְׂרָאֵל--אוֹת הִוא, לְעֹלָם: כִּי-שֵׁשֶׁת יָמִים, עָשָׂה הַשֵּׁם אֶת-הַשָּׁמַיִם וְאֶת-הָאָרֶץ, וּבַיּוֹם הַשְּׁבִיעִי, שָׁבַת וַיִּנָּפַשׁ** .

 

“Y los HIJOS DE ISRAEL respetaran el sábado durante todas las generaciones, PERPETUAMENTE, entre MI y los HIJOS DE ISRAEL, será señal del pacto ETERNO, pues en seis días hizo el eterno el cielo y la tierra y el séptimo día no trabajo y descanso”.  Éxodo 31-16

site bulid with wixer.co.il

TORAHOY

0

בס"ד